Mundo

El 21% de las personas que tuvo un problema de salud en 2021 no pudo acceder a la consulta de Primaria, según FADSP

El 21,3 por ciento de las personas que tuvo un problema de salud en 2021 no pudo acceder a la consulta de Atención Primaria, según se desprende del 'V informe 2023. La Atención Primaria en las Comunidades Autónomas', elaborado por la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP).

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

"La accesibilidad en la Atención Primaria se ha quebrado de una manera muy notable en España y estamos ante una situación tremendamente preocupante", ha lamentado el portavoz de la FADSP, Marciano Sánchez Bayle, para explicar que el informe permite tener un amplio panorama de la situación de Atención Primaria y explica en parte sus problemas durante la pandemia, el momento actual y las dificultades que existen para abordarla".

Del mismo se desprende que el número de consultas en Atención Primaria aumentó en un 7,29 por ciento con respecto a 2020, mientras que en Enfermería fue de un 40,44 por ciento, destacando especialmente las realizadas por personas de entre 35 y 64 años (66.668.348) y de los mayores de 65 años (77.979.167).

La tasa de Urgencias y Emergencias resueltas por cada centro es "elevada" aunque se ha producido una "leve disminución" con respecto al año 2020, si bien las personas que necesitaron el desplazamiento de un profesional sanitario aumentó a 107,57. También se ha producido un incremento del 28,30 de las teleconsultas y una reducción del 10,28 por ciento de las consultas presenciales. En 2021 en Enfermería se produjo un aumento tanto en las consultas presenciales (45,05%) y telemática (40,10%).

Respecto a los recursos, el informe de la FADSP ha puesto de manifiesto que, al igual que en 2020, en 2021 se produjo un ligero aumento en el ratio de tarjetas sanitarias (TSI) por profesional de Medicina de Familia, si bien el ratio de tarjetas por enfermeros y pediatras, así como por personal administrativo, sufrió un "ligero descenso" en el año 2021. En Medicina de Familia, los ratios van desde 922 en Castilla y León al 1.805 en Baleares.

"Las TSI por profesional de Medicina de Familia han aumentado en 10 comunidades autónomas y disminuido en el resto, aunque las variaciones han sido pequeñas", señala el informe de la FADSP, que muestra que en Pediatría el ratio siguió siendo elevado, aunque se sigue manteniendo, desde el año 2019, en un "ligero descenso" lo que, a juicio de la organización, se debe a las "bajas tasas de natalidad" de España.

En relación al gasto sanitario en Atención Primaria, el trabajo evidencia que sigue "siendo bajo", registrándose una diferencia negativa de 2019 a 2020 del dos por ciento de gasto en este último año, "siendo un 13,92 por ciento el porcentaje de gasto en el año 2020 sobre el total del gasto sanitario público".

Si se analiza el gasto en euros por habitantes, el promedio del año 2020 fue de 228,01 euros, entre 158,94 en Madrid y 300,50 en Castilla y León. Asimismo, considerando el presupuesto por habitante se observa un aumento de unos 17,42 euros por cápita. En este caso, se produce un incremento en todas las comunidades autónomas, excepto en Navarra (29,9 euros menos). La que más destina a la Atención Primaria per cápita es Extremadura (351,4 euros) y la que menos Madrid (155,02 euros).

Al mismo tiempo, el gasto en recetas farmacéuticas aumentó en un 26,45 por ciento entre los años 2014 y 2021, incremento que se observa en "todas" las comunidades autónomas. En 2021 el gasto por habitante en el cómputo general de España fue de 247,9 euros, lo que supone un aumento del 14,5 euros desde 2019, y 40,8 euros más desde 2014. Esta subida de observa en todas las comunidades autónomas, excepto en la Comunidad Valenciana y el País Vasco, donde en ambos hay una "leve" disminución en el gasto farmacéutico por habitante.

AUMENTAR EL PRESUPUESTO Y REDUCIR LA PRESIÓN ASISTENCIAL EN LA AP

Por todo ello, la FADSP ha destacado la necesidad de incrementar "notablemente" los presupuestos sanitarios para la Atención Primaria, en torno al 25 por ciento del presupuesto sanitario público, lo que significa unos 10.000 millones de euros más.

Además, la organización ha abogado por reducir la presión asistencial incrementando las plantillas, estableciendo un máximo de 1.300 TSI para profesionales médicos y de Enfermería, y de 1.000 para Pediatría. "Esto significa a corto plazo un aumento de, al menos, 8.000 profesionales de Medicina y 15.000 de Enfermería en todo el país", ha enfatizado.

Del mismo modo, la FADSP ha subrayado la importancia de que se garantice que no hay profesionales con más de 1.500 TSI asignadas; se convoquen todas las plazas de formación MIR acreditadas para Pediatría, Enfermería y Medicina de Familia; realizar aumentos en el personal administrativo para lograr una ratio de 1.700 TSI/administrativo; asegurar que más del 95 por ciento de las citaciones se atiendan en un máximo de 48 años y que todas las consultas sean presenciales por motivos clínicos o cuando así lo pidan los pacientes.

Otras peticiones pasan por recuperar las actividades de promoción y prevención; ampliar y homogeneizar el acceso a técnicas diagnósticas y terapéuticas; mejorar los protocolos de uso de medicamentos en la Atención Primaria; asumir la coordinación de la atención sociosanitaria y el control asistencial de las residencias de mayores y dependientes; promover el trabajo en equipo y la participación comunitaria; aumentar los profesionales de las Unidades de Apoyo de Atención Primaria; y potenciar la investigación en este nivel asistencial, entre otras.

Tags

Lo Último


Te recomendamos