Mundo

Pastor (Cofares): "España necesita una reserva estratégica de medicamentos y de productos sanitarios tras la pandemia"

El presidente de Cofares, Eduardo Pastor, ha afirmado en una entrevista con Europa Press que tras la pandemia se ha demostrado que España, como país, necesita una reserva estratégica de medicamentos y de productos mínimos básicos sanitarios que pudiera estudiar la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), tanto hospitalarios, como en las oficinas de farmacia.

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

"Se ha comprobado que, tras un conflicto armado, o por ejemplo un corte de logística en cualquier pandemia, lo normal es que la población para el cuidado de su salud tenga lo más cercano a su domicilio los productos sanitarios y no tenga que depender de una cadena logística demasiado complicada", argumenta el responsable de la cooperativa de distribución farmacéutica.

Según explica, se basaría en una colaboración con las administraciones para poner a su disposición aquellos estocajes de las distribuidoras cuando fuera preciso: "Que las administraciones indiquen qué niveles de medicación y por cuánto tiempo establecido deberíamos tener un estocaje de reserva de emergencia, por si algún día tenemos un problema de reserva de abastecimiento de estos productos, y así tengamos la capacidad de tener cuanto más cerca del ciudadano el producto".

Dice que esta iniciativa estaría relacionada con la estrategia de Cofares de abrir un almacén lo más cercano posible a sus socios, para tener el estocaje en esos puntos de una forma lo suficientemente rápida en su dispensación a las farmacias y para que no haya problemas de abastecimiento en largo recorridos.

NO HAY DESABASTECIMIENTO, SINO UNA ESCASEZ COYUNTURAL

Por otro lado, y en relación al posible desabastecimiento o escasez de algunos medicamentos, Pastor ha precisado que el mercado español de medicamentos no sufre un problema de desabastecimiento, es decir, que no exista el producto en su totalidad, sino que se trata de un problema de escasez, y además "coyuntural", "porque no hay una cuantía suficiente de productos para satisfacer la demanda".

"El problema de escasez de medicamentos no es un problema que Cofares haya visto que sea estructural, sino que es más bien coyuntural. Esto quiere decir que hay momentos en los que hay medicamentos en los que la demanda excede a lo que se puede ofertar, porque se ha calculado para una serie de demandantes, pero por diversas causas, por un aumento de la incidencia de enfermedades de algún tipo, o por otro consumo de indicación para el mismo, ha hecho que exista un problema coyuntural de falta de medicamentos", indica.

Desde su punto de vista, ha habido problemas con la amoxicilina infantil, no solo a nivel español, sino también europeo, "donde quizá ha habido más alarma social de lo que realmente sucedía porque podía haber sido sustituida por otra forma farmacéutica", según remarca.

Al mismo tiempo, señala que también se está dando este problema con un producto para la diabetes, consecuencia de una demanda no prevista en el mercado del adelgazamiento, de forma que las cantidades que estaban fabricadas se han gastado antes de lo previsto. "Incluso las redes publicitan de una manera inconsciente la automedicación de estos productos, y se están poniendo de moda unas inyecciones que usan los diabéticos, quienes ahora tienen problemas de encontrar estos productos porque la demanda fue muy superior de lo que se fabricó. Es un problema global en el mundo", asegura el presidente de Cofares.

De hecho, se muestra preocupado porque señala que se está generando un mercado negro en redes sociales de este medicamento para la diabetes: "Esto me preocupa a mí, porque en España tenemos un sistema de dispensación y de distribución que garantiza que el producto que te pones o que te tomas cumple con todas las garantías de seguridad, no es falsificado, está en las condiciones de conservación óptimas, respeta la cadena de frío, y este producto de hecho es de frío, y podría provocar un problema de salud pública si no tomamos medidas. Pero es un problema global, no solo español".

En este sentido, considera que habría que cambiar el sistema de información que le llega a la AEMPS para determinar en qué momento existe escasez de ese medicamento. Considera que la mejor opción es que las empresas de distribución, "las primeras en tener conocimiento de que la industria no puede servir más unidades a las farmacias", como Cofares sean las que comuniquen directamente a la AEMPS del problema de escasez del medicamento, algo que en su opinión lograría acortar los plazos en todo el proceso.

NUEVAS NORMATIVAS

En última instancia, Eduardo Pastor ve con buenos ojos y califica de "oportunidad" cualquier nueva normativa que pueda surgir tanto en el ámbito farmacéutico nacional, como en el europeo, como por ejemplo la nueva ley de garantías y uso racional de medicamentos y productos sanitarios, y donde reflejar la importancia del sector de la distribución de fármacos y de productos sanitarios.

Defiende que la distribución "ha demostrado" que es "un pilar básico" en la salud de los españoles y que, por ejemplo, durante la pandemia "no ha habido ni un solo problema de abastecimiento de medicamentos", incluidos los primeros momentos donde hubo más miedo y los ciudadanos intentaron hacerse acopio de sus medicamentos en los domicilios.

Tags

Lo Último


Te recomendamos