Mundo

Twitter cambia normas sobre cuenta que seguía a jet de Musk

Twitter suspendió el miércoles una cuenta que utilizaba datos de vuelos disponibles públicamente para seguir al jet privado de Elon Musk, a pesar de la promesa del nuevo propietario de la plataforma de que la mantendría abierta debido a sus principios de libertad de expresión.

Algunas horas después, Musk reactivó la cuenta tras imponer una nueva condición a los usuarios de Twitter: ya no compartir la ubicación actual de nadie.

Pero no pasó mucho tiempo para que la cuenta fuera suspendida de nuevo. Musk adoptó la medida después de tuitear que un “acosador loco” había agredido un coche en el que viajaba su hijo en Los Ángeles.

También advirtió que podría emprender acciones judiciales contra Jack Sweeney, de 20 años, el estudiante universitario y programador que puso en marcha la cuenta de rastreo de vuelo @elonjet, y contra “organizaciones que han apoyado que se cause daño a mi familia”. Se desconoce qué acciones judiciales podría tomar contra Sweeney por una cuenta que difundía información pública sobre vuelos.

Antes del miércoles, la cuenta tenía más de 526.000 seguidores.

“Él dijo que esto es libertad de expresión y está haciendo lo contrario”, afirmó Sweeney en entrevista con The Associated Press.

Sweeney dijo que cuando se despertó el miércoles vio que había recibido una avalancha de mensajes de personas que vieron que @elonjet había sido suspendida y que todos sus tuits habían desaparecido. La cuenta, abierta en 2020, difundía de manera automática los vuelos del jet fabricado por Gulfstream con un mapa y un cálculo de la cantidad de combustible utilizado y sus emisiones de carbono.

Cuando Sweeney ingresó en Twitter vio un aviso según el cual la cuenta había sido suspendida de manera permanente por infringir las reglas de Twitter. Pero la nota no explicaba cómo fue que se violaron las normas.

Sweeney dijo que inmediatamente llenó un formulario en línea para apelar la suspensión. Después, también le suspendieron su cuenta personal con un mensaje que decía que había infringido las normas de Twitter “contra la manipulación de la plataforma y el spam”.

Horas más tarde, la cuenta de rastreo de vuelo fue reactivada y luego fue cerrada nuevamente. Musk y el equipo de políticas de Twitter intentaron explicar públicamente el miércoles que la plataforma contaba ya con nuevas reglas.

“Cualquier cuenta que revele en línea la ubicación en tiempo real de cualquier persona será suspendida, porque se trata de una infracción contra la seguridad física”, tuiteó Musk. “Esto incluye publicar enlaces a sitios con información sobre ubicación en tiempo real. Publicar los lugares a los que alguien viajó con algo de demora no constituye un problema de seguridad y está bien”.

Twitter no respondió a una solicitud de comentarios.

Tags

Lo Último


Te recomendamos