logo

Fuente : publimetro.pe

Actualidad 27/01/2012

Sobreviviente del Holocausto: “Pasé un año en las cloacas”

Krystyna Chiger tenía por ese entonces 8 años, cuando la ciudad de Lvov (hoy Ucrania) fue asediada por los nazis.

Por : Redacción Publimetro

Fuente : publimetro.pe

Nominada a Mejor Película Extranjera en los Oscar del próximo mes, In Darkness es un drama sobre un grupo de polacos judíos que se refugiaron en las alcantarillas de una ciudad que estaba ocupada por los nazis. De los sobrevivientes, que en 1944 emergieron del mundo subterráneo de Lvov (ahora Lviv, en Ucrania), solo Krystyna Chiger, de 76 años, está viva.

Su reciente novela sobre esta experiencia, La niña del suéter verde, es un best seller en Polonia. Krystyna contó a Publimetro sus memorias del Holocausto.

Solo tenías 8 años cuando te escondiste de los alemanes por 14 meses en las cloacas de la ciudad. ¿Qué fue lo peor? ¿El olor? ¿El peligro de morir ahogado? ¿Las ratas?

Es muy difícil hacer diferencias. Todo lo que has mencionado fue lo peor que experimenté.

Escribiste tus memorias de infancia en La niña del súeter verde. ¿Qué le pasó a ese suéter?

Mi suéter verde estuvo conmigo muchos años. Luego decidí donarlo al Museo del Holocausto en Washington DC. Lo restauraron y está guardado en una bóveda para exhibiciones futuras. Ya ha sido exhibido en muchos museos de los Estados Unidos.

Tú escribes del polaco que te ayudó a sobrevivir en los desagües. ¿Crees que eso acaba con la creencia de que los polacos eran antisemitas?

La respuesta es no. Lamentablemente, Leopold Socha era uno de los pocos polacos que puso a su familia en peligro para ayudarnos. Debo decir que al inicio se le pagó con joyas, pero cuando no nos quedó nada, continuó ayudándonos. Por eso, le estoy muy agradecida porque salvó a mi familia y también a otras personas. Cada año, en el Día Internacional para la Recordación del Holocausto, enciendo una vela y digo una oración por su alma. En reconocimiento a su compromiso, su nombre aparece en museos como el Yad Vashem en Jerusalén, el Imperial War Museum en Londres y el Museo del Holocausto en Washington DC. Espero que su nombre encuentre un lugar en Polonia.

Cientos de personas vivieron en las alcantarillas. ¿Cómo es que solo 10 lograron sobrevivir?

No muchos seres humanos pueden soportar el ambiente terrible de un desagüe; Socha no podía cuidar a todos. Aquellos que no soportaban las terribles condiciones salían y eran asesinados por los nazis. Otros se ahogaron en los desagües, se suicidaban o se enfermaban y morían.

¿Disfrutaste la película In Darkness de la directora Agnieszka Holland? ¿Te trajo recuerdos?

Cualquier cosa que me recuerde a esos días me da náuseas. Recordar es muy doloroso, pero me estoy obligando a mí misma a hablar de eso porque entiendo que la historia se puede repetir. Y así, por las futuras generaciones, hablo y escribo para que esos hechos no sean olvidados. La película de Agnieszka es tan realista que temblé y lloré durante toda la función. Muchas personas hicieron lo mismo.

Agnieszka Holland solo te conoció cuando terminó su película. ¿Por qué decidiste contactarla?

Era una experiencia muy emocional e importante. No podía dejar de contactar a alguien que hace una película sobre mi increíble historia. Estaba muy feliz de conocer a Agnieszka, para felicitarla por su difícil trabajo, su coraje y perseverancia. Ella trabajó a pesar de los obstáculos que se le cruzaron durante la realización de una película tan difícil y sobre un tema tan controversial; algunas personas aún niegan que estas cosas pasaron.

¿Era un día soleado cuando saliste de las alcantarillas? ¿Era un día agradable o doloroso?

No recuerdo si estaba soleado, salimos en un patio. Lo que sí recuerdo es que la luz nos cegó a todos, pero la atmósfera era de júbilo. Solo mis cuatro hermanos de cuatro años querían regresar. Después de 14 meses, las alcantarillas eran el hogar de estos pequeños, si se les puede llamar hogar.